martes, 8 de noviembre de 2016

NO HAY QUE CAMBIAR


Nunca debí borrar los post subidos de tonos que borré. ¿Qué quieres que te diga?, este es mi blog y escribo lo que quiero. Es una forma de desahogo. Todo son relatos escritos por mí. Y si no te gusta lo que escribo no te obligo a que sigas leyendo. No hay que cambiar por nadie, pensaba que quitando los post iba a cambiar algo en mi. Pero nunca debí hacerlo, nunca debí quitarlo, sólo por hacer "felices" a otras personas.
Todos alguna vez hemos sido pecadores.  Nadie nace sabiendo y nadie nace siendo perfecto

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada